Leonard Nimoy

De Memory Alpha

Leonard Nimoy

editar Nombre Completo:

Leonard Simon Nimoy

editar Biografía:

Nacido un 26 de Marzo de 1931 en Boston, Massachusetts (Estados Unidos), hijo de inmigrantes rusos, ha sido quizás el único de los actores del “Star Trek” original que ha sido capaz de mantener una vida artística coherente y fructífera al margen de la enorme sombra de la serie -y para muchos, el más dotado de facultades-. Pero fue también un hombre hiperactivo que hizo ascos a muy pocos trabajos. En Los Angeles de los primeros años cincuenta, acuciado por la necesidad, Nimoy no dudó en aceptar empleos tan poco frívolos como el de portero, limpiador de peceras en una veterinaria o taxista. Antes de esto, sirvió dos años en el Ejército de los Estados Unidos, de donde se retiró con el grado de Sargento.

Como si hubiera intuido que la Ciencia Ficción era el registro que mayores satisfacciones le iba a proporcionar, el actor vinculó su carrera al género desde sus mismos comienzos: en 1952 fue reclutado por la Republic para trabajar en “Zombies of the Stratosphere”, un serial de 12 episodios; dos años más tarde, fue un soldado en “La Humanidad en Peligro”, la obra maestra de Gordon Douglas.

En los sesenta, se introdujo en el mundo de la televisión: entre sus intervenciones más notorias se cuentan las que hizo en “The Twilight Zone” (1961), “The Outer Limits” (1964), “The Man From U.N.C.L.E.” (1964, episodio en el que coincidió con William Shatner) o en la serie de Gene Roddenberry “The Lieutenant” en la que Nimoy realizó un trabajo que sirvió para que el creador de “Star Trek“, que había barajado los nombres de Martin Landau y Michael Dunn despejara todas sus dudas acerca del actor ideal para representar el papel de Spock.

Si Leonard Nimoy se convirtió en un icono pop fue sólo gracias a la insistencia de Roddenberry. Tras el primer pase de “The Cage“, los directivos de la NBC pidieron la cabeza de Spock: demasiado inhumano; había que acabar con él. Roddenberry se negó a aceptar la exigencia de la cadena: Spock, dijo, era la esencia misma de la serie y su desaparición sería un desastre. Poco después con la serie ya lanzada aparecieron voces que le dieron la razón a don Gene, y Spock se convirtió en el personaje más popular de la serie, incluso más que Kirk.

Tras la cancelación de la serie, Nimoy se tomó unas breves vacaciones introspectivas con el objeto de determinar el giro que tenía que dar su carrera, rechazando varios papeles que eran nada más que variaciones de Spock; igual, a los pocos meses vuelve a la televisión en las series “In Search Of” y en un papel principal de “Mission: Impossible” (reemplazando a Martin Landau). Ya bien entrados los setenta, decide multiplicar las direcciones de su trabajo en nuevas formas de expresión artística: la teatral, la literaria, la fotográfica y la musical. De esta época es su famosa autobiografía: “I Am Not Spock” (1975)

Nimoy había encontrado en la pluralidad de disciplinas la forma de mantener a Spock a raya, así que cuando Roddenberry y la Paramount le ofrecieron la oportunidad de sumarse al proyecto de una segunda fase -en ese momento no se sabía si iba a ser un episodio piloto, un telefilm o un largometraje- de “Star Trek”, no le costó dar una respuesta negativa. Un retraso de dos años en el rodaje fueron suficientes sin embargo para que Nimoy cambiara de opinión. Gracias a ello se topó, al poco tiempo, con la oportunidad de adentrarse en otro terreno creativo: la dirección cinematográfica.

Cuando se ofreció como director para la tercera entrega de “Star Trek”, algunos capitostes de la Paramount mostraron cierta reticencia porque creían estar ante el típico capricho del actor-estrella; el gran éxito comercial del film demostró la capacidad de Leonard para manejar el material de la franquicia, al punto que le ofrecieron repetir la experiencia en la cuarta película, que obtuvo mejores resultados en la taquilla.

En 1986, cayeron en manos del actor varios proyectos, de los cuales se decidió por la adaptación americana de “Tres Hombres y un Bebé” con Tom “Magnum” Shelleck, que fue otro gran éxito de recaudación en Estados Unidos.

Desde entonces, Leonard ha producido y dirigido algunos trabajos para televisión, hace algunos renombrados cameos (como en los episodios de “Duckman” y “Futurama”), realiza junto a John de Lancie relatos grabados de cuentos fantásticos y de Ciencia Ficción en la compañía “Alien Voices”, y se dedica especialmente a la fotografía en blanco y negro y la poesía. En el año 2002 anunció su retiro del negocio cinematográfico.

  • Mide 1,85 mts.
  • Contrajo matrimonio 2 veces: Con Sandra Zober en 1954, con quien tuvo dos hijos, y de quien se divorció en 1987; al año siguiente se casó con Susan Bay, matrimonio que perdura actualmente.
  • Su hijo Adam fue director de dos episodios de “The Next Generation“, y tuvo oportunidad de dirigir a su padre en el episodio de “The Outer Limits” denominado “I, Robot” de 1995, remake del episodio del mismo nombre en el que Leonard actuó en 1964.
  • Su padre tenía una peluquería en Boston, y aprovechó la fama de su hijo para ofrecer entre sus servicios el “Corte Spock”
  • En 1984 dirigió el video musical del tema de las Bangles para el tema “Going Down to Liverpool”, y hace un pequeño papel de… chofer!!
  • Es vegetariano.
  • Nominado para el Premio Saturn de la Academia de Ciencia Ficción, Fantasía y Horror de los Estados Unidos en los años 1979 (“Mejor Actor de Reparto” por “Invasion of Body Snatchers”); 1980 (“Mejor Actor de Reparto” por “Star Trek: The Motion Picture“), 1985 (“Mejor Director” por “Star Trek III: The Search for Spock“) y 1987 (“Mejor Actor” y “Mejor Director” por “Star Trek IV: The Voyage Home“)
  • Nominado a los Premios Emmy en los años 1967 y 1968 como “Mejor Actor de Reparto -Drama-” por la serie “Star Trek” y en el año 1982 como “Mejor Actor de Reparto en Miniserie o Especial” por “A Woman Called Golda”
  • Estrella en el Hollywood Walk of Fame